Conexiones 365

Vivienda asequible y sustentable, reto de las ciudades

2021-11-19 Verónica Cervantes, Grupo Expansión
vivienda asequible y sustentable es el reto

Foto - Shutterstock

En la Ciudad de México se ha planteado un programa que detonará la vivienda en 12 corredores estratégicos.

 

La vivienda siempre ha sido uno de los principales motores de la construcción, además de que tiene un componente social muy importante; sin embargo presenta varios retos que pueden atenderse a través de políticas públicas encaminadas hacia la vivienda asequible, sustentable y bien ubicada.

Sara Topelson, CEO de Grinberg Topelson Arquitectos, impartió la conferencia magistral “Vivienda: el futuro de la industria está en los hogares” en el marco de Expo CIHAC Digital 2021, en la que habló acerca de los siete elementos que debe tener una vivienda adecuada, de acuerdo con ONU Hábitat: “seguridad en la tenencia; disponibilidad de servicios, instalaciones e infraestructura; asequibilidad; habitabilidad; accesibilidad; ubicación y adecuación cultural”.

Partiendo de estos conceptos, mencionó que en México el principal reto es la falta de suelo para vivienda, pero se requiere de la participación de todos los actores para atender este y otros desafíos en el sector.

Particularmente, la vivienda asequible tiene barreras administrativas y normativas, zonificación restrictiva y uso de suelo único, limitantes de voluntad política y normatividad, alto costo de la tierra, débil aprovechamiento del suelo, barreras de políticas públicas, densidades medias y usos mixtos, instrumentos flexibles que fomenten vivienda asequible, modelos financieros innovadores, así como acciones en predios subutilizados, explicó.

Aunado a esto se ha visto últimamente un incremento en el costo de la vivienda, pues de acuerdo con el Índice de Precio de la vivienda de la Sociedad Hipotecaria Federal (SHF) 2021, al mes de julio se tenían registradas 133,755 unidades en el Sistema Nacional de Información e Indicadores de Vivienda (SNIIV) y se observó un aumento de 7.8% en el precio de la vivienda, en general, y de 6.5% en la vivienda nueva.

Sara Topelson informó que este aumento se debe a los precios de los materiales, principalmente en la malla de acero, que tuvo un incremento de 60.8%, comparando mayo de 2020 con el mismo mes de 2021; el alambre y alambrón, se elevó 58.6%; el precio de los castillos armados subió 57.6%; la grava aumentó 8.7%; mientras que el costo del cemento fue 6% mayor, según los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Por otra parte, Sara Topelson afirmó que hay medidas para incentivar al sector, por ejemplo, FOVISSSTE, con el programa “Tu Casa en la Ciudad”, está buscando fomentar la vivienda intraurbana. Para esto, los gobiernos estatales aportan el suelo, el municipio ayuda en la gestión del suelo y licencias, mientras que los desarrolladores construyen y financian las casas. Con este esquema, el FOVISSSTE ganó el concurso “Políticas Públicas y Prácticas Inspiradoras 2021”, que organiza la plataforma Prácticas del Hábitat Urbano y Vivienda.

Topelson, académica emérita de la Academia Nacional de Arquitectura, mencionó también que el caso del Infonavit ha destacado por las reformas que se han presentado en los últimos años, al implementar acciones y esquemas que anteriormente no se hacían, como el apoyo para la adquisición de terrenos, los Créditos Solidarios —en los que una persona puede adherir su crédito hipotecario al de un familiar distinto al cónyuge— además de que el tiempo para los trámites de registro para los desarrolladores se ha reducido a menos de 90 días.

Igualmente, el Gobierno de la Ciudad de México creó el Programa Especial de Regeneración Urbana y Vivienda Incluyente, en el que se integrarán 12 corredores urbanos para incluir 30% de vivienda asequible, que en total serán 7,519 viviendas, en cinco años.

En este programa se ha dispuesto que los inmuebles habitacionales deberán estar cerca del trasporte público, de los centros de trabajo y comercios, por lo que se establecieron los siguientes corredores estratégicos:

  1. Centro Histórico (perímetros A y B)
  2. Eje Central Lázaro Cárdenas
  3. Pino Suárez-Tlalpan
  4. Avenida Hidalgo, México-Tacuba
  5. Ferrocarriles Nacionales de México-Xochimilco
  6. Reforma norte
  7. Chapultepec
  8. Insurgentes norte
  9. Atlampa
  10. Vallejo I
  11. SAC Tacubaya
  12. Zona Rosa

A través de este programa se podrá contar con vivienda en las zonas con más desarrollo, en ubicaciones con buena movilidad de transporte y se buscará ocupar predios subutilizados o renovar construcciones.

Por último, la hoy directora del Centro de Investigación y Documentación de la Casa (CIDOC), dio algunas recomendaciones para impulsar la vivienda: “tener políticas públicas que atiendan los retos de la vivienda asequible; que el gobierno contribuya con tierra y el sector privado haga el resto; que se dé un porcentaje para vivienda asequible en nuevos proyectos, como en el programa de la Ciudad de México; así como reducir los requerimientos de estacionamientos”.

También precisó que es necesario dar subsidio a la vivienda y/o al costo de la tierra; intervenir los predios subutilizados en la ciudad; estimular zonas cercanas al transporte para fomentar la vivienda asequible y la creación o mejoramiento de infraestructura pública.

“Estas viviendas que están bien ubicadas en zonas centrales, inmediatamente empiezan a tener más plusvalía”, destacó Sara Topelson.

Asimismo, advirtió que reutilizar los edificios es la solución más sustentable porque ya están construidos, solamente hay que renovar y así se retorna la vivienda al centro de las ciudades, como lo sugiere ONU Hábitat.

Suscríbete a nuestro newsletter

Escribe tus datos y entérate de las noticias más recientes de la industria.