Conexiones 365

El gas natural refuerza su relación con las renovables

2020-07-15 Israel Díaz
gas natural refuerza a las renovables

Image by Pixabay

En un mundo empresarial, preocupado por la responsabilidad social, el gas natural se ha convertido en una opción de combustible para dar soporte, ya que además de ser económico es más limpio que otras alternativas energéticas.

De hecho, se considera al gas natural como el paso de las industrias hacia las fuentes de energías renovables, así lo considera David Madero, director de Soluciones Energéticas en Acclaim Energy.

El especialista de la empresa consultora del sector detalla que, si bien las renovables apuntan a precios cada vez más competitivos, la electricidad generada con gas natural en los ciclos combinados brinda la parte de fiabilidad que requiere cualquier sistema eléctrico en el mundo.

Al tiempo que las renovables crezcan a nivel global, agrega, se buscará que los sistemas sean suficientemente flexibles para dar soporte en todo momento. Ahí radica la importancia y la oportunidad para el gas natural. Se trata de un combustible que permite una operación las 24 horas del día, los siete días de la semana, por lo que puede complementar cualquier energía renovable y cubrir las intermitencias que se puedan presentar.     

En este sentido, Moreno anticipa que para los siguientes cinco a diez años se verá que el gas natural seguirá con ese rol fundamental, constituyendo un soporte para brindar confiabilidad a los sistemas eléctricos.

En contraste, en dicho periodo se apreciará la disminución paulatina de otros medios para generar energía térmica, como las basadas en combustóleo o carbón.

Además de la generación de electricidad, el gas natural también es un producto confiable en las industrias que requieren de energía térmica para su producción. Todo aunado a una menor contaminación por unidad de energía producida.

¿Cómo afectó al gas natural la guerra del petróleo?

A unos meses de la intensa pelea en los precios en el petróleo, el mercado de gas natural aún no evidencia afectaciones. Sin embargo, al estar ligado a la extracción del crudo o líquidos asociados (NGL) podría mostrar algunos cambios significativos, refiere Madero.

“La afectación a los precios de gas aún no los vemos, pues se han mantenido en el rango normal, pero se espera que la producción se reduzca un poco, derivado de lo que ha pasado en el petróleo”, afirma.

Considera que la caída de precios de petróleo ya ha afectado la competitividad. Por lo que podría llevar a más recortes a la producción petrolífera e incluso al cierre en la perforación o campos productores. Esta situación sí registraría un mayor impacto negativo en la industria del gas natural.

En México —concluye Madero— se ha avanzado mucho en esta industria, pues en los últimos años ha crecido ampliamente la red de transporte de gas natural, pero aún hay tareas pendientes, por ejemplo, no se ha avanzado prácticamente nada en materia de inversiones de exploración y explotación.

Por su parte, especialistas en energía para el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) señalan que, ante la señal clara de volatilidad en los actuales precios del petróleo, los países importadores deben protegerse y contar con opciones más competitivas como el gas natural o las fuentes renovables no convencionales (geotermia, solar y viento).

“Estas fuentes tienen ventajas de escalabilidad. Es decir, pueden ser inversiones de menor tamaño, desarrolladas en tiempos más cortos, una clave para la recuperación económica. Países como Guatemala, Chile y Uruguay han logrado reducir su dependencia de combustibles fósiles en el sector eléctrico. Por su parte, las fuentes renovables no convencionales de generación se han visto muy poco afectadas debido a su gran competitividad y costos de despacho”, según se expone en el blog oficial del BID.

Suscríbete a nuestro newsletter

Escribe tus datos y entérate de las noticias más recientes de la industria.